Universo Manrique, la nueva exposición del CAAM grancanario

viernes, 19 de abril de 2019 Comments off

Cualquier viajero que visite Lanzarote se dará cuenta de la relevancia que tiene el artista local César Manrique incluso hoy en día, décadas después de su muerte. Una presencia patente en algunos de los principales de los atractivos de la isla que se hace extensible al conjunto insular y por eso quien tome un vuelo a Gran Canaria y se acerque al CAAM encontrará estos días una exposición dedicada con motivo del centenario de su nacimiento en 1919.

Se titula Universo Manrique y está repartida por las cuatro plantas del museo, comisariada por la historiadora y crítica de arte Katrin Steffen. Ésta ha explicado que su objetivo es mostrar las múltiples facetas de un artista al que se puede calificar de total, pues aparte de ser un destacado pintor también era arquitecto autodidacta, paisajista, diseñador y escultor, además de ejercer labores como mediador, precursor, promotor, emprendedor, educador y activista medioambiental.

El espectador podrá ir haciéndose una idea de todo ello a través de 200 obras que incluyen pinturas, bocetos, dibujos, collages y esculturas pero también diseños, trabajos como interiorista, pinturas murales, intervenciones arquitectónicas o inclusos sus propias casas. Todo ello completado con fotografías y documentos de varios archivos -algunos personales- que sirven para contextualizar ese mundo creativo.

Asimismo, colaboran en el evento otros artistas como Pedro Déniz, el cineasta Miguel G. Morales, el fotógrafo Francisco Rojas Fariñas, lldefonso Aguilar, Rubén Acosta, Santiago Morilla, el equipo PSJM o los arquitectos Álvarez, Álvarez y Navarro. A ellos se unen Luna Bengoechea, Acaymo Cuesta, Moneiba Lemes y José Otero, encargados de realizar reproducciones de algunas piezas emblemáticas de Manrique.

Universo Manrique se inauguró el pasado 28 de marzo en el citado CAAM (Centro Atlántico de Arte Moderno; Los Balcones 11) de Gran Canaria y permanecerá visitable hasta su finalización tras el verano, el 29 de septiembre. La entrada es libre y gratuita.

Una escapada a Formentera en Semana Santa

lunes, 15 de abril de 2019 Comments off

¿Buscando plan para estas vacaciones de Semana Santa? Lo cierto es que todo un mundo de posibilidades y depende de lo que se busque. Si se prefiere evitar las celebraciones religiosas, una buena opción podría ser viajar a una isla tranquila y disfrutar del relax que ofrezcan su clima, sus playas, su gastronomía y, en suma, todo aquello que constituya su idiosincrasia. Propongamos una mediterránea: Formentera.

Forma parte del Archipiélago Balear, en el que integra, junto con Ibiza y algunos islotes (ESpalmador, Espardell…), las llamadas Islas Pitiusas, nombre que les dieron los griegos en alusión a la abundancia de pinos (pitys) para diferenciarlas de las Gimnesias (Mallorca, Menorca), a las que bautizaron así por la escasez de equipamiento de combate de sus guerreros (aunque la denominación que perduró fue la fenicia, Balearides, adoptada por los romanos).

Formentera, la isla balear más pequeña, es también la más meridional. Se trata casi de una prolongación de tierra ibicenca pues únicamente las separan tres kilómetros y medio. Por eso la forma más fácil de llegar allí es reservar un vuelo a Ibiza y luego tomar uno de los barcos que salen de su puerto (o de los de Playa d’en Bossa, Figueretas, Es Cana, Cala LLongay y Santa Eulalia) operados por las compañías Balearia, Trasmapi, Mediterránea Pitiusa y Aqua Bus Ferry Boats.

Según el punto de partida, tardan entre 25 y 60 minutos, variando los precios en función de ello y del barco: hay tarifas entre 18 y 50 euros. Quien prefiera ahorrarse el trayecto aéreo hasta Ibiza e ir directamente, puede hacerlo desde la localidad alicantina de Denia, de donde zarpan un barco rápido que opera la ruta en un par de horas y uno lento que lo hace en el doble de tiempo.

Una vez en Formentera nos encontramos 85 kilómetros cuadrados prácticamente llanos (el desnivel mayor es de menos de 200 metros) con playas de gran belleza idóneas para familias como Illetes, Cala Saona y Es Migjorn, algunas nudistas (S’Espalmador, Llevant y Caló des Mort) y habiendo también numerosas calas. El Faro de la Mola (1861), el Parque Natural de Ses Salines y, quizá, alguna localidad pintoresca como San Francisco Javier, son otros atractivos formenteranos.

Categories: Ibiza Tags: ,

Una Semana Santa en Tenerife

jueves, 11 de abril de 2019 Comments off

Se acerca la Semana Santa y la celebración religiosa arrastra consigo otro concepto ya inexorablemente ligado a ella: las vacaciones. Mucha gente tiene unos días libres y busca qué hacer para escapar a su rutina. Pues bien, si alguien está interesado en combinar esos dos componentes puede optar por buscar un vuelo a Tenerife y descubrir como se viven allí esas jornadas tan señaladas.

La Semana Santa tinerfeña remonta su historia a la conquista castellana, lógicamente, que tuvo lugar en el siglo XV, entre 1494 y 1496. Una vez pacificada la isla se introdujo el modo de vida peninsular y cristiano, fundándose las primeras cofradías y hermandades. La festividad tuvo momentos de esplendor pero, al igual que en muchos sitios de España, en el último cuarto del siglo XX entró en decadencia y sólo inició una recuperación a partir de 1994, cuando, descubierto su potencial turística, se volvió a fomentar aprovechando el quinto centenario de la fundación de Santa Cruz.

Así, aunque algunas cofradías han desaparecido ya (caso de la Penitencial del Clero), aún sobreviven ocho: Venerable Hermandad de la Santa Cruz y el Santo Entierro, Real Cofradía Nuestro Padre Jesús Cautivo y Maria Santísima de la Esperanza Macarena, Cofradía Penitencial Nuestro Padre Jesús Nazareno, Hermandad del Santísimo Sacramento, Real Esclavitud del Santísimo Sacramento, Real y Venerable Cofradía del Señor de las Tribulaciones, Cofradía de Nuestra Señora de las Angustias y Cofradía del Cristo de Medinaceli.

El número de pasos procesionales asciende a diecisiete, repartiéndose por el centro de la capital insular y los barrios. La Semana Santa de Tenerife 2019 empezó el 15 de marzo con la presentación del cartel oficial, que lleva la imagen de Nuestra Señora de la Consolación; fue la primera advocación de la Virgen venerada en Santa Cruz mediante una talla que llevó el adelantado Alonso Fernández de Lugo. El 10 de abril se leyó el pregón y al día siguiente se hizo una presentación lírico-musical de los pasos procesionales.

Hoy es el Viernes de Dolores, que dará paso al primer fin de semana, donde el Domingo de Ramos cobra vistosidad por las procesiones de los ramos que habrá en las parroquias. De ahí en adelante salen procesiones diarias que culminan el Jueves Santo con la Procesión Magna, la del Cristo de la Buena Muerte, la Virgen de la Amargura, El Crucificado, San Juan, la Verónica, Jesús Cautivo y la Esperanza Macarena.

El Viernes Santo será el turno de otras veintiuna, incluyendo los diversos Vía Crucis. El Sábado Santo es de recogimiento, prólogo a ese Domingo de Resurrección cuyo protagonismo corresponde a la Procesión del Resucitado. Sin duda, Canarias constituye una forma muy original de vivir la Semana Santa.

Categories: Tenerife Tags: ,

Se acerca el Mulafest 2019

martes, 9 de abril de 2019 Comments off

No hace falta excusa alguna para buscar un vuelo a Madrid y plantarse en la capital porque el atractivo de esa ciudad en todos los sentidos (arquitectónico, cultural, histórico, artístico, de ocio…) es tan grande que siempre se podrá esgrimir algún motivo para la visita. Ahora bien, a veces se viaja por una razón concreta y es posible que muchos de quienes lo hagan el último fin de semana de este mes tengan como objetivo asistir al Mulafest.

Y es que los días 26, 27 y 28 de abril, Madrid acoge la celebración de una nueva edición de ese particular evento que aúna en esas tres jornadas disciplinas tan diversas como la música, el tatuaje, el mundo del motor, la danza, la fotografía, la ilustración… No en vano lleva el subepígrafe Festival de Tendencias Urbanas y se autopresenta como el más multidisciplinar. Decíamos que se trata de una nueva edición porque ya va por la octava y esta vez da el salto internacional hermanándose con la versión que tendrá lugar en Acapulco (México) del 12 al 14 de julio.

Por esa misma razón, el país americano tendrá un protagonismo especial en su hermano mayor madrileño, aportando varios talentos del otro lado del Atlántico y una iconografía que ha quedado plasmada en el cartel dibujado por Ricardo Cavolo. Es la tarjeta de presentación de un programa deliberadamente raro que incluye un Garage Sound que homenajeará al fallecido Ferry Clot y su mundo motero; un Special Bike Cult con secciones streetstyle, custom y freestyle; bailarines de voguing dando ambiente; o el concurso MBreak Battle, de breakdance, con una insólita sección por equipos.

En otro orden de cosas, una Escuela de Circo Diverso hará exhibiciones y talleres de artes circenses; el tatuaje se manifestará a través del Madrid Tattoo Convention 2019, con unos sesenta tatuadores trabajando en vivo y un área para el body painting; el Certamen Nacional de Ilustración que patrocina la DGT para fomentar la educación vial, etc.

Mención aparte para el programa de actuaciones musicales, entre las que se contarán las de Mago de Oz, Sínkope, Sober, Tarke, The Professionals, Sonotones y muchos más grupos y artistas. Todo ello en el recinto del IFEMA de Madrid con entradas diarias a 20 euros y abonos a 40.

Categories: Madrid Tags:

El cómic de Paco Roca ilustra el IVAM

viernes, 5 de abril de 2019 Comments off

A más de un lector le sonará el nombre de Paco Roca, especialmente si es aficionado al cómic. Se trata de un dibujante natural de Valencia, donde nació en 1969, que desde el pasado 7 de marzo expone en el IVAM (Instituto Valenciano de Arte Moderno) un proyecto específico para dicha institución que lleva por título El dibujado. Paco Roca.

Este artista, que creció entre las páginas de clásicos como Astérix, El teniente Blueberry, Tintín o Mortadelo y Filemón, a los que luego sumó los de otros maestros como Richard Corben, Frank Miller o Carlos Giménez, estudió Artes y Oficios en la escuela de Valencia y luego se inició en el mundo profesional trabajando en publicidad. Como historietista debutó en Kiss Comix y pasó a El Víbora, compatibilizando con otras publicaciones.

Pronto llamó la atención en Francia, donde se hizo habitual y se consagró. De sus obras se podrían destacar Las aventuras de Alexandre Icaro, El faro, la multigalardonada Arrugas (Premio Nacional de Cómic 2008), Las calles de arena, Los surcos del azar, La casa y El invierno del dibujante (que también le supuso un montón de galardones y aplausos). También dibujó una tira dominical en un periódico titulada Memorias de un hombre en pijama y hasta diseñó una falla.

El MUVIM (Museo Valenciano de la Ilustración y la Modernidad) le dedicó una exposición retrospectiva en 2013 y ahora es el turno del IVAM, que ha cedido la Galería G6 para una “apuesta que analiza y expande las posibilidades expresivas del cómic como disciplina artística, dentro del discurso consolidado alrededor del noveno arte por el Institut Valencià d’Art Modern”. Según explica el propio museo, los dibujos abandonarán su restringido espacio natural, el papel, para saltar a las paredes en blanco de dicha galería e incluso desbordar la propia sala.

De esta forma, el cómic adquirirá vida propia y reivindicará su carácter de noveno arte por todo el museo. La muestra, comisariada por Álvaro Pons con la colaboración de las Corts Valencianes, permanecerá abierta hasta el 30 de junio, por lo que hay tiempo para buscar un vuelo a Valencia y hacerle una visita (recordemos que la dirección es Calle Guillem de Castro 118).

“Anarchivo sida”, curiosa exposición en el MACBA

martes, 2 de abril de 2019 Comments off

¿Alguien busca ideas para sus vacaciones de Semana Santa en Barcelona? Propongamos una que se sale un poco de los clichés habituales. El MACBA (Museo de Arte Contemporáneo de Barcelona) es una institución que se encuentra en el barrio de El Raval desde que abrió al público en 1995. En realidad consta de varios edificios, unos antiguos como el renacentista Convento de los Ángeles, otros más jóvenes como la sede principal, construida ad hoc con diseño del arquitecto Richard Meier.

Como indica su nombre, la atención del museo se centra en el arte contemporáneo pero el más reciente, desde la segunda mitad del siglo XX. sus fondos suman unas cinco mil piezas, reunidas a partir de colecciones de la Generalitat, el Ayuntamiento y la Fundación Museo de Arte Contemporáneo, además de algunas de procedencia privada. Abstracción, pop art y vanguardias pictóricas diversas se enriquecen con fotografías y esculturas pero no sólo de España sino también de Hispanoamérica, el mundo árabe y los países del Este de Europa.

Asimismo, organiza exposiciones temporales. La que está ahora en cartel se inauguró el pasado 15 de noviembre y lleva por título Anarchivo sida. Se basa en el trabajo de investigación que ha llevado a cabo el colectivo Equipo acerca de la repercusión que tuvo esa enfermedad en España y Chile desde un punto de vista cultural y artístico, especialmente en los años noventa del pasado siglo: desde la nueva dimensión que supuso la aparición de los retrovirales, farmacologizando la vida, hasta la aparición del activismo cultural del grupo Act Up-Barcelona , pasando por artistas muy significativos como Keith Haring, pasando por un análisis del consumo de heroína.

Se confronta la realidad del VIH en diferentes ámbitos y, consecuentemente, sus distintas formas de vivirlo, ya que si en la Barcelona ser portador no implica necesariamente transmisión, tratamiento o muerte, en otros lugares como Chile es una emergencia nacional debido al rebrote y la insuficiente actualización de terapias.

La muestra, que está comisariada por el Equipo Re (Aimar Arriola, Nancy Garín y Linda Valdés), permanecerá abierta hasta el 18 de abril, lo que significa que todavía hay tiempo para buscar algún vuelo a Barcelona y plantearse una visita al MACBA. Lo dicho, una exposición original en un museo original.

Categories: Barcelona Tags: ,

Exposición en el Palacio Episcopal de Málaga sobre el escultor barroco Pedro de Mena

viernes, 29 de marzo de 2019 Comments off

Uno de los rincones aconsejables de Málaga para una visita es el Palacio Episcopal. Se alza en la Plaza del Obispo y actualmente, aparte del Museo Diocesano, acoge también un centro de arte. El edificio es interesante de por sí, ya que se trata de un buen ejemplo barroco, especialmente su bella fachada- construido a partir de la segunda mitad del siglo XVIII según el diseño del arquitecto Antonio Ramos, tras cuya muerta le sustituyó José Martín de Aldehuela.

Tras un incendio en los años cuarenta del siglo XX experimentó una restauración causada por un incendio y en los años noventa llegó una segunda que, además de protegerlo como Bien de Interés Cultural, lo convirtió en Museo Diocesano de Arte Sacro. Desde el pasado 15 de marzo, en su sala Ars se puede ver una interesante exposición titulada Pedro de Mena, Granatensis malacae. Como puede deducirse del epígrafe, está dedicada al escultor homónimo granadino.

Pedro de Mena y Medrano fue uno de los mejores representantes del barroco escultórico español, cogiendo el testigo imaginero de su padre Alonso y residiendo una temporada en Málaga para ocuparse de la sillería del coro de la catedral malagueña, entre otros muchos encargos recibidos. La del Palacio Episcopal es la primera gran muestra monográfica que se le dedica y el comisario es el conservador de Patrimonio de la Junta de Andalucía José Luis Romero Torres, con el que colaboran Lázaro Gila, Juan Antonio Sánchez, José Carlos Madero, Pedro J. Moreno y Mª Ángeles Ávila.

La exposición ocupará todas las salas del palacio (aunque una parte del evento está en la propia catedral para poder contemplar in situ la citada sillería) y podrá visitarse hasta el 14 de julio de 10:00 a 21:00 por una entrada de cuatro euros, que serán seis si no se es residente; en este último caso seguramente hará falta buscar también algún vuelo a Málaga.

Categories: Málaga Tags: ,

Paseo en barca por el lago Herastrau con picnic

martes, 26 de marzo de 2019 Comments off

Seguramente más de un lector habrá tomado ya un vuelo a Bucarest alguna vez y visitado la capital rumana, uno de los destinos a tener en cuenta cuando se quiere salir un poco de lo típico en materia viajera por Europa. Aunque la ciudad suele quedar en un segundo plano en los circuitos turísticos, que se centran en tours por el país, es recomendable reservar algún que otro día al menos para verla porque tiene muchas sorpresas.

No vamos a enumerar aquí todos los rincones de interés. Algunos son conocidos, como el colosal Palacio del Pueblo o el no menos extenso Museo de la Aldea; otros apenas son una sombra de lo que fueron, caso de la Curtea Veche (el palacio de Vlad Tepes) o los numerosos palacetes en estado semirruinoso que hay por muchas calles. Pero lo que vamos a resaltar hoy es el pulmón de Bucarest, el Parque Herastrau. Y, más concretamente, el lago que ocupa su parte central.

En realidad el sitio ha cambiado recientemente de nombre y desde diciembre de 2017 se llama Parque del rey Miguel I. Eso sí, sigue midiendo unas 118 hectáreas aproximadamente, de las cuales 74 corresponden precisamente a esa masa lacustre, que en cierta forma es lo último que queda del antiguo pantano que ocupaba la zona y fue drenado en los años treinta del siglo XX (el parque se abrió al público en 1936).

Herastrau es, precisamente, el nombre del lago y hace referencia a la palabra ferăstrău, que significa aserradero; la razón resulta obvia: allí se encontraron antiguos aserraderos hidráulicos que aprovechaban la corriente del río Colentina. De hecho, también es cómo se conoce a una cultura prehistórica de pastores que vivían en ese área durante la era Hallstatt, en la Edad del Hierro: Bordei-Herastrau. Posteriormente, se instalaron allí los dacios.

En 1831, el lugar fue utilizado como campo de maniobras militares por valacos y rusos pero apenas un par de décadas después se convirtió en el lugar de paseo favorito de las clases acomodadas, lo que llevó a la decisión de convertirlo en parque nacional. En cuanto al lago, constituye todo un oasis en medio del asfalto. Un barco realiza pequeñas excursiones, aunque lo más divertido quizá sea alquilar un bote de remos.

El tiempo es de una hora -y la tarifa baratísima- y ello permite bogar tranquilamente por sus plácidas aguas para después tomar un refrigerio sobre el césped, en plan picnic.

Categories: Bucarest Tags: ,

“Irán. Cuna de civilizaciones” en el MARQ alicantino

viernes, 22 de marzo de 2019 Comments off

No es lo mismo, claro, pero si hay alguien que sueñe con viajar a Oriente Medio para ver de cerca algunas de las maravillas arqueológicas y artísticas de sus antiguas culturas y no puede hacerlo, una alternativa doméstica podría ser reservar algún vuelo a Alicante y visitar el MARQ (Museo Arqueológico), donde precisamente el pasado 14 de marzo se inauguró una exposición con ese tema: Irán. Cuna de civilizaciones.

Está organizada en estrecha colaboración con el Museo Nacional de Irán y el Drents Museum de Assen, presentando un elenco de piezas de las que dos centenares proceden de la institución iraní, cuya sede está en Teherán y forma parte del Irān Bāstān (Museo del Antiguo Irán) y el Museo de Arqueología y Arte Islámico de Irán.

La muestra cubre un espectro cronológico que abarca desde el Paleolítico hasta el siglo XVIII, repartiéndose entre tres salas en un recorrido que se inicia con un audiovisual que sitúa al espectador en el contexto geográfico y explica las características del museo de Teherán. Luego se pasa a la primera sala, donde se exhiben los registros fósiles y líticos de los primeros homínidos, seguidos de piezas de aquella Edad del Cobre en la que aparecieron ciudades importantes como Susa. Hay tablillas cuneiformes, armas de metal de Elam…

La segunda sala se dedica a la Edad de Oro, la de la dinastía aqueménida y el encumbramiento del Imperio Persa, con Persépolis como gran capital y ese máximo esplendor que le da nombre al período, alcanzado durante el reinado de Darío I. La última sala presta atención al Renacimiento de Persia tras el gobierno de los seleúcidas, el posterior Imperio Parto y el advenimiento de los Sasánidas, en cuya etapa Cosroes II alcanzó la máxima expansión y adquirió una importancia extraordinaria la Ruta de la Seda.

Un último aspecto de la exposición de Alicante lo componen la historia y el arte islámicos, así como las invasiones mongolas y lka dinastía Safaví, que en el siglo XVI unificó un estado chiíta considerado germen del actual. Irán. Cuna de civilizaciones se presenta, además, acompañado de impactantes medios audiovisuales. Y hay tiempo para verlo hasta el 1 de septiembre así que lo dicho: no es lo mismo que verlo in situ pero…

El Reina Sofía ofrece una interesante exposición sobre la revista cultural peruana Amauta

martes, 19 de marzo de 2019 Comments off

A la mayor parte de la gente, el nombre<em> Amauta no le dirá nada. Especialmente en España, puesto que se trataba de una revista cultural peruana creada en 1926 por José Carlos Mariátegui, un escritor, periodista y político natural de Moquegua que también fue el fundador del Partido Socialista Peruano en 1928 (que luego pasaría a ser el Partido Comunista Peruano).

La publicación pretendía convertirse en un foro de discusión sobre la modernidad y vanguardias artísticas, difundiendo en Perú las nuevas corrientes que llegaban de fuera como el cubismo, el indigenismo o el psicoanálisis. De hecho, en sus páginas escribieron la mayoría de los intelectuales del país y muchos extranjeros, como Borges, Breton o Unamuno. Amauta alcanzó una tirada importante para su época y duró más de la media habitual, ya que sacó 33 números.

Crear un Perú nuevo dentro del mundo nuevo fue uno de sus objetivos declarados, no adscribiéndose a ningún grupo ni abogando por ningún programa concreto, ya fuera estético o político. Eso le permitió dar el salto internacional con cierto éxito, consiguiendo una amplia red de corresponsales no sólo por América Latina sino también por Europa. Tuvo, pues, un impacto cultural significativo y por eso el Museo Reina Sofía de Madrid inauguró el pasado febrero una exposición dedicada a la revista.

Se titula Redes de Vanguardia: Amauta y América Latina, 1926-1930 y está organizada por el Blanton Museum of Art de la Universidad de Texas en Austin y el Museo de Arte de Lima con la colaboración de la institución española y el apoyo de Promperú. Comisariada por Beverly Adams y Natalia Majluf, reúne más de 250 obras entre pinturas, esculturas, dibujos, fotografías, documentación y otras piezas de artistas diversos, entre ellos Diego Rivera.

La exposición se podrá ver en la tercera planta del Edificio Sabatini hasta el 27 de mayo, así que los interesados tienen tiempo por delante para ir buscando algún vuelo a Madrid, si viajan desde fuera.

Imagen: Naomiranda en Wikimedia Commons, CC BY-SA 4.0

Categories: Madrid Tags: