Inicio > Palma de Mallorca > El Parlamento Balear

El Parlamento Balear

jueves, 25 de febrero de 2010

vuelos baratos a Palma de Mallorca

Quien tenga billete en alguno de los vuelos baratos a Mallorca para el lunes se encontrará con una comunidad de descanso: el 1 de marzo el Día de Baleares, jornada no laborable desde 1999 en conmemoración del Estatuto Autonómico publicado el 22 de febrero de 1983. Por eso, al igual que hicimos con Andalucía, vamos a ocuparnos de la sede del Parlamento Balear (c/Conquistador 11).

Desde 1982 el Parlamento tiene su sede en el antiguo Círculo Mallorquín, una institución recreativa para la sociedad burguesa de la capital insular donde se realizaban conciertos, conferencias y reuniones en general de sus socios. El Círculo era fruto de la fusión de dos de los tres casinos que había en Palma de Mallorca en 1851, el Balear y el Liceo. Curiosamente, ocupaban terrenos de lo que antaño fueran los conventos de Santo Domingo y San Francisco de Paula, expropiados y derribados en 1837 al amparo de la Desamortización de Mendizábal.

Desde entonces se realizaron alguna obras de remodelación, como las de Antoni Sureda i Villalonga en la fachada de Palau Reial en 1848, aunque las más importantes -incluían una ampliación, un piso más- corrieron a cargo de Miguel Madorel i Rius. Éstas estaban previstas para 1898 pero fueron retrasándose hasta 1913, previa demolición de lo que quedaba de las murallas del convento en 1903. De hecho los trabajos sólo concluirían en 1918, razón por la cual se aprecia cierto eclecticismo artístico con motivos claramente decimonónicos junto a otros modernistas típicos del cambio de siglo.

En el interior hay algunas estancias especialmente notables. Empezando por el vestíbulo, distribuidor que ocupa lo que antes era el patio (aún se percibe gracias a la gran claraboya de cristal) estructurado por una columnata jónica y dos escalinatas de barandilla metálica, para pasar al Salón Montenegro (1919), actual Sala de Presidencia que debía su nombre al autor del óleo sobre Mallorca de la pared, y otros espacios como la biblioteca, el ascensor, el comedor. Mención aparte merece lo que hoy es la Sala de Plenos, correspondiente a la antigua Sala de las Cariátides (por su decoración jónica con estatuas-columna femeninas) y que en 1994 fue sometida a una cuidadosa restauración para devolverle su aspecto original.

Aún hay vuelos de última hora para la isla y el Parlament de les Illes Balears se puede visitar. Pero es necesario hacer una reserva previa, pues se hace en grupos guiados de treinta y cinco personas. Abierto de lunes a viernes, de 9 a 13:30.

foto: www.balearsculturatour.com

Categories: Palma de Mallorca Tags: ,
Comentarios cerrados.