Inicio > Ibiza > Baños de barro en Ibiza

Baños de barro en Ibiza

sábado, 10 de noviembre de 2018

¿En qué va pensando un turista cuando reserva un vuelo a Ibiza para pasar unos días de vacaciones? La respuesta da muchas posibilidades, desde el obvio sol mediterráneo que calienta sus playas a las fiestas de las famosas discotecas insulares, pasando por las visitas culturales a sitios como Puig Molins o Sa Caleta, las compras en mercadillos hippies, las mañanas/tardes de relax en calas recoletas, algún paseo por Dalt Vila, la práctica de deportes acuáticos, etc.

Ahora bien, lo que probablemente no se le pasará a nadie por la cabeza, al menos a priori, es lo que vamos a proponer aquí: los baños de barro. Naturales, se entiende, pues de un tiempo a esta parte se han descubierto los beneficios que dicen que proporciona a la piel (desintoxicación, limpieza, proporción de tersura, antiinflamación…). En el caso ibicenco no estamos hablando de balnearios o centros terapéuticos; la naturaleza facilita la materia prima.

Basta con ir a alguna de las bellas playas que salpican el litoral y fabricarse uno mismo el lodo con tierra y agua; no es difícil y, como se podrá comprobar in situ, hay mucha gente paseando por la orilla del agua completamente embadurnada. Los principales sitios donde se practica esta curiosa costumbre son las playas de Aigües Blanques, en Santa Eulalia (que además es nudista); Sa Caleta, en Sant Josep (y su continuación, llamada Es Bol Nou) y Cala Xarraca, en Sant Joan de Labritja.

Si alguien se anima a hacer una excursión al islote de Espalmador, situado entre Ibiza y Formentera, encontrará una apoteosis informativa sobre los baños de barro. Pero no hay que dejarse llevar por ello; conviene advertir que en las charcas de barro de la laguna de sal del Parque Natural de Ses Salines está prohibido entrar, al tratarse de una zona protegida, y además resultan peligrosas por ser agua estancada (que podría provocar infecciones).

Así que, para cubrir la piel de una buena capa de lodo (en unos casos gris oscuro, en otros de tono rojizo) lo mejor será centrarse en las playas reseñadas, donde únicamente hay que coger tierra de los acantilados que las rodean y mezclarla con agua (sirve la del mar, recogida con una botella o un cubo playero).

Categories: Ibiza Tags:
Comentarios cerrados.