Inicio > París > El diálogo entre arqueología y cómic en una exposición del Louvre

El diálogo entre arqueología y cómic en una exposición del Louvre

miércoles, 26 de diciembre de 2018

El Museo del Louvre siempre es una visita de referencia cuando se busca un vuelo a París. Su fabulosa colección permanente garantiza al menos una jornada de dedicación pero es que, además, esa institución suele ofrecer muestras temporales de gran interés y, a veces, bajo un prisma realmente insólito. Es lo que pasa actualmente con una titulada L’Archéologie en bulles (Arqueología en burbujas).

Inaugurada el pasado 26 de septiembre, el término burbujas no se refiere a lo que parece en primera instancia sino a lo que en el mundo del cómic español se llama bocadillos, es decir, los espacios donde se sitúan los diálogos de los personajes. Porque lo que pretende el evento es echar un vistazo a la relación entre arqueología y las diferentes artes, tocándole en este año 2018 al de las viñetas. Es algo que lleva haciendo un tiempo en la Petite Galerie del ala Richelieu del edificio.

Lo que en Francia se conoce como noveno arte se mezcla así con la arqueología en una peculiar combinación de realidad y ficción a través de un centenar de obras y una serie de páginas de algunos de los dibujantes de cómic más importantes del género, como Enki Bilal, Jul o Nicolas de Crécy. Todo ello distribuido por cuatro salas temáticas: Artistas y arqueólogos; Tesoros arqueológicos; Clasificación y comprensión; e Interpretar e imaginar-Creatividad de cómic.

Los comisarios de L’Archéologie en bulles son Jean-Luc Martinez (presidente-director del Museo del Louvre) y Fabrice Douar (manager editorial del Departamento de Programación Cultural e Interpretación), con Florence Dinet, también del museo, como manager del proyecto. Los interesados podrán visitar la exposición todos los días de 9:00 a 18:00 excepto los jueves por una entrada de 15 euros (que permite acceso también a la colección permanente y otras exhibiciones temporales), aunque el primer sábado de cada mes hay entrada libre.

Esta curiosa forma de complementar la visita a París permanecerá abierta hasta el 1 de julio de 2019, por lo que hay tiempo de sobra aún para programar el viaje.

Categories: París Tags: ,
Comentarios cerrados.